Andaira Technology

Scrum Roles - Una breve introducción

¿Por qué usar Scrum? 

La metodología Scrum requiere un cambio de la mentalidad frente a los métodos tradicionales. El foco central se ha movido del alcance en los métodos en cascada, a alcanzar el máximo valor de negocio en Scrum. Mientras que en los métodos en cascada, el coste y el calendario se alteran para asegurar que el alcance deseado se consigue, en Scrum, la calidad y las restricciones se pueden ver alteradas para alcanzar el objetivo principal de conseguir el valor máximo del negocio.

El modelo en cascada es adecuado para proyectos ordenados y predecibles en los que todos los requisitos están claramente definidos y pueden estimarse con precisión, y en la mayoría de las industrias, tales proyectos están disminuyendo. El cambio de los requisitos de los clientes ha llevado a una mayor presión sobre las empresas para que se adapten y cambien sus métodos de entrega.

Los métodos basados en Scrum son más exitosos en el mercado actual, que está caracterizado por la imprevisibilidad y la volatilidad. Scrum se basa en ciclos de revisión-adaptación en oposición a las estructuras de mando y control del método de cascada.

Los proyectos de Scrum se completan de una manera iterativa en donde las funcionalidades con el máximo valor comercial se completan primero. Varios equipos interfuncionales trabajan en paralelo a través de Sprints para entregar soluciones potencialmente enviables al final de cada Sprint.

Debido a que cada iteración resulta en un entregable (que es una parte del producto global), hay un objetivo medible que el equipo tiene que conseguir. Esto asegura que el equipo está progresando y el proyecto se completará a tiempo. Los métodos tradicionales no presentan estos controles oportunos y, por lo tanto, se producen situaciones en las que el equipo podría no seguir el calendario y terminar con un montón de trabajo hacia el final.

A medida que el cliente interactúa regularmente con el equipo, el trabajo terminado se revisa regularmente; por lo tanto, hay garantía de que el progreso se guíe por las especificaciones del cliente. Sin embargo, trabajando en cascada no existe tal interacción ya que el trabajo se realiza en bloques, y no hay funcionalidad presentable hasta el final del proyecto.

En proyectos complejos, donde el cliente no tiene claros los requerimientos del producto final y los requisitos de funcionalidad cambian continuamente, el modelo iterativo es más flexible para garantizar que estos cambios se pueden incluir antes de que el proyecto esté completo.

Sin embargo, cuando se trata de completar proyectos simples con funcionalidades bien definidas, y cuando el equipo tiene experiencia previa en completar dichos proyectos (por lo tanto, la estimación sería precisa), el método en cascada puede tener plena validez.

A continuación se muestra una tabla que permite hacerse una mejor idea sobre las diferencias entre Scrum y el modelo tradicional. 

 


Scrum  

Gestión Tradicional de Proyectos

Énfasis en

Personas

Procesos

Documentación

Mínima, solo la imprescindible

Exhaustiva

Tipo de proceso

Iterativo

En línea

Planificación

Baja

Alta

Priorización de requisitos

Basado en el valor del negocio y actualizado   regularmente

Fijo en el plan del proyecto

Aseguramiento de la calidad

Centrado en el cliente

Centrado en el proceso

Organización

Auto-organizado

Gestionado

Modelo de dirección

Descentralizada

Centralizada

Cambio

Actualizaciones de la cartera de productos   productivos

Sistema de Gestión del Cambio Formal

Liderazgo

Liderazgo colaborativo y servicial

Mando y control

Medición del desempeño

Valor de negocio

Conformidad del plan

Retorno de la inversión

A lo largo de la vida del proyecto

Fin de vida del proyecto

Involucración del cliente

Alta en todo el proyecto

Varía según el ciclo de vida del proyecto